Montaño dice que “mala praxis” no toca a periodistas

Ante la polémica por la modificación del artículo 200 del proyecto del Código del Sistema Penal, la presidenta de Diputados, Gabriela Montaño, dijo ayer que  el delito de mala práctica profesional no se aplicará a periodistas. Los mecanismos de protección de los periodistas están intactos, dijo la asambleísta.

En tanto, el expresidente y periodista Carlos Mesa consideró que de aplicarse el artículo de mala práctica profesional a los comunicadores significaría una restricción a la libertad de expresión.

Montaño recordó que la redacción alternativa considerada para ser incluida en el proyecto de código fue propuesta por los representantes del Colegio Médico de Bolivia y no por la Asamblea Legislativa.

De acuerdo con Mesa, el concepto de mala praxis está relacionada con la práctica profesional en función de los clientes de un médico, ingeniero, arquitecto, pero que la extrapolación del mismo sería peligrosa, lo que no quiere decir que no se pueda entender que haya posibilidades de mala práctica periodística.

Lo que no se puede establecer y este es el punto, es la definición de qué entiende la autoridad (…) por mala práctica, si tú hablas en contra del presidente del Estado ¿estás haciendo mala práctica?, si tú tienes una opción que has escogido políticamente contraria al poder ¿estás haciendo mala práctica?, en otras palabras, le das paso a la discrecionalidad, reflexionó.

Según la diputada Montaño, no se puede realizar estas aseveraciones toda vez que es necesario conocer el contexto general de la totalidad del proyecto del código. Dijo, además, que cuando se habla de impericia, práctica negligente e imprudente, ésta  se adecúa a profesiones que están más expuestas en la afectación a la integridad de una persona o atentar a su salud.

Negligente o imprudente, que no actúa en el momento oportuno y que no utiliza los mecanismos y herramientas propias de una profesión para actuar, explicó.

Agregó que no se está modificando la Ley de Imprenta con esta redacción, por lo tanto está intacta. Los mecanismos de protección de los periodistas están intactos, enfatizó.

Sobre la apreciación del presidente del Senado, José Alberto Gonzales, en sentido que la mala práctica se aplicaría también a los comunicadores, expresó yo respeto su interpretación.

GREMIOS EN EMERGENCIA

La Asociación Nacional de Periodistas (ANP) observó que ninguna ley puede sobreponerse a la Constitución, la cual señala que la información y las opiniones emitidas a través de los medios de comunicación deben respetar los principios de veracidad y responsabilidad. Estos principios se ejercerán mediante las normas de ética y de autorregulación de las organizaciones de periodistas y medios de comunicación y su ley.

En tanto, la Confederación Sindical de Trabajadores de la Prensa de Bolivia se declaró en emergencia y anunció que no permitirá que se judicialice el trabajo periodístico. Con el objeto de conocer la posición de profesiones que serían afectadas, Los Tiempos indagó con la Sociedad de Ingenieros de Bolivia, los colegios de geólogos, de arquitectos, trabajadores sociales, auditores, entre otros, pero ninguno tenía una posición definida. No conocemos, explíqueme en qué consiste, seguramente lo analizarán en directorio para expresar una posición, fue una respuesta común.

Fuente: la prensa