Cárdenas: El MAS lleva a Evo Morales al ‘suicidio político’

El expresidente de la república Víctor Hugo Cárdenas (1993-1997) advirtió que el MAS está llevando al país y a Evo Morales al “suicidio político” porque con la reelección indefinida el país dejará de ser democrático y se convertirá en régimen totalitario con graves consecuencias para el país.

Dijo que cuando el 21 de febrero de 2016 el MAS llevó a los bolivianos a las urnas para modificar el artículo 168 de la Constitución Política del Estado, los oficialistas dijeron que el pueblo tiene que definir si Evo Morales y Álvaro García Linera serán candidatos 2019, y el pueblo les dijo y confirmó la vigencia de ese artículo.

Sin embargo, ahora decidieron adelantarse utilizando a magistrados dóciles, pidiendo viabilizar la reelección indefinida que ya lo buscaron en la Asamblea Constituyente de Sucre y lo negociaron en negativo en La Paz, con la fuerza política de Jorge Tuto Quiroga, explicó.

Evo Morales deja su repostulación en manos del TCP

“Esto es un suicidio político. El gobierno ha decidido retirarse de la vía democrática y eso no es ni un jaque ni mate, es un juicio político y Evo Morales va hacer exactamente lo que hizo Daniel Ortega, suicidarse políticamente, porque ya no podrá decir que es un gobierno democrático”, declaró a Erbol.

Explicó que las recientes encuestas solicitadas por el mismo gobierno para las elecciones judiciales, anticipan que los candidatos a magistrados del MAS recibirán una “paliza fenomenal”, porque el país dejó creer en estos procesos electorales.

Afirmó que la misma popularidad de Evo Morales se redujo de 60 a 30%, aunque sigue siendo alto con relación a los candidatos de la oposición.

“Yo no sé con qué mala intención están buscan la reelección indefinida, porque hay algo turbio acá, no quieren dejar el poder, qué es lo que están ocultando o qué es lo que podría descubrirse si es que hay un cambio de gobierno. Eso es lo terrible y de paso liquida la democracia y hunde al país, porque tendrá graves repercusiones internacionales”, manifestó.

Cárdenas dijo que sobre el veredicto popular del 21 de febrero ya no debería intentarse nada, pero como “hay angurria de poder”, utilizan a magistrados que están de salida, a los que de paso los someten a juicio para presionarles por la rehabilitación.

Al final la reelección buscada, podría ser fruto de la presión, en una especie de que “si no sacan esto, irán a juicio, y si lo hacen serán embajadores”, comentó.