6 sectores se unen a Adepcoca y exigen el retiro de la Policía

Dirigentes de comités cívicos y sectores mineros conminaron al Gobierno a devolver el mercado a los cocaleros, caso contrario anunciaron movilizaciones.

Al menos seis sectores de la población, entre cívicos y mineros, manifestaron ayer su apoyo al directorio actual de Adepcoca y conminaron al Gobierno a retirar a la Policía del mercado de Villa Fátima en las próximas horas, caso contrario se unirán a la vigilia de los cocaleros y realizarán movilizaciones.

“Estamos emplazando como comités cívicos de Bolivia a que entreguen Adepcoca al directorio encabezado por Franklin Gutiérrez. De no acontecer aquello el Gobierno tendrá serios problemas en las calles con la población. Habrá movilizaciones, nos vamos a sumar a la vigilia, para eso hemos venido desde distintos puntos del país”, indicó ayer el presidente del Comité Cívico de Cochabamba, Juan Flores.

Él dijo que líderes cívicos de los nueve departamentos apoyan la causa de Gutiérrez, pero  no pudieron llegar ayer a La Paz.

Con él coincidieron el presidente del Comité Cívico de La Paz, Antonio Alarcón; de El Alto, Benito Fernández;  dirigente minero y  representante del Comité Nacional por la Defensa de la Democracia, Marco Gómez; la Federación de Juntas Vecinales (Fejuve) de El Alto; y  el presidente del Comité Cívico de Riberalta (Beni), Katriel Muller.

Este último  señaló: “Respaldamos las medidas que se tomen, si tenemos que paralizar la provincia Vaca Díez lo vamos a hacer en respaldo de Adepcoca, ya que el Gobierno está metiendo sus manos”.

Hace más de una semana que el mercado de la coca está intervenido por un comité ad hoc, un grupo afín al Ejecutivo que convocó a elegir a un nuevo directorio y anunció una auditoría a la gestión de Gutiérrez por supuestas irregularidades en el manejo económico.

Desde el Gobierno se negó cualquier vinculación con este conflicto y se indicó que se trata de un lío entre cocaleros, ante el cual la mejor salida es conformar un nuevo directorio. Mientras tanto la Policía evita que los socios de Adepcoca ingresen a su edificio. Por ello en los últimos días se produjeron enfrentamientos que dejaron varios heridos y 44 detenidos (12 fueron liberados, pero 32 pasaron a la Fiscalía por distintos delitos).

“Se les incautó estas dinamitas con las que agredieron a los policías. Ellos colocaban el explosivo dentro los cartuchos de gas para lanzarlos más lejos y provocar daño, pues con la detonación salen esquirlas del cartucho, las cuales pueden costar incluso la vida”, explicó el subdirector de la FELCC, Fernando Rojas.

Los comités cívicos ofrecieron apoyo legal a Adepcoca para atender la situación de sus 33 procesados. Al mismo tiempo se indicó a través de las redes sociales que otros sectores también apoyan a Gutiérrez, como concejales de distintos municipios de los Yungas y  amautas de las 20 provincias del departamento de La Paz.

 Las tres condiciones para levantar las medidas de presión  

Son tres las condiciones que pusieron  los dirigentes cocaleros de los Yungas de La Paz para levantar sus medidas de presión, caso contrario se procederá al bloqueo de caminos, se tomarán represalias contra los productores detallistas y se iniciará una huelga de hambre.

“Si no se dieran estos tres planteamientos entrarán a bloquear los caminos, tomarán represalias contra los bienes de los miembros del comité ad hoc y las mujeres iniciarán una huelga de hambre”, explicó ayer la delegada de la Defensoría del Pueblo en La Paz, Teresa Subieta.

Ella se reunió con la dirigencia de Adepcoca y el comité ad hoc (apoyado por los detallistas) para buscar una solución al conflicto que lleva más de una semana y que causó varios heridos y detenidos.

Cuando invitó al diálogo a los cocaleros sus líderes señalaron tres condiciones: que la Policía se retire del ingreso al mercado de Villa Fátima, que haga lo mismo el comité ad hoc y que se libere a los detenidos durante los disturbios.

Además pidieron que las conversaciones con el bando contrario, afín al Gobierno, se realicen con la mediación de la Defensoría del Pueblo, la Iglesia Católica y alguna organización de Derechos Humanos.

“Lo más antes posible haré las gestiones con la Iglesia y Derechos Humanos para ir al diálogo, lo cual podría realizarse aquí en la misma Defensoría”, acotó Subieta.

Entre tanto la vigilia se mantiene en Villa Fátima. “No nos vamos a retirar, nos vamos a mantener porque esa es nuestra casa, no es del Gobierno”, dijo el presidente de Adepcoca, Franklin Gutiérrez, durante una conferencia de prensa.

Fuente: Página Siete

Yajuy Noticias de Bolivia 6 sectores se unen a Adepcoca y exigen el retiro de la Policía